En defensa de la casa de Eleuteria y contra la mafia inmobiliaria.

Fuerteventura Limpia : miércoles, 12 de enero de 2011 4 opiniones
[Fotos + Vídeo] La convocatoria en defensa de la casa de Eleuteria fue un rotundo éxito, no sólo por el número de asistentes y la unión entre los mismos, sino por las muestras de apoyo de distintos sectores de la sociedad civil majorera.


Al acto se dieron cita también, actores políticos como Marcelino Umpiérrez (en el vídeo), concejal del Ayuntamiento en la época de Domingo González Arroyo, que fue quien, el 2 de agosto de 1995, concede a la entidad PLALAFUSA, S.A. la licencia de segregación, y, dos meses más tarde, el 20 de octubre de 1995, D. Alberto Lahoud Hernández, como representante de PLALAFUSA, S.A., vende a Dª. Blanca Ortega Gracia el trozo de terreno, enclavado en el casco histórico de Corralejo, por, nada más y nada menos que, ciento noventa y nueve mil de las antiguas pesetas.

Cuando concretaron esta operación inmobiliaria, todos (PLALAFUSA, S.A., EL AYUNTAMIENTO DE LA OLIVA y BLANCA ORTEGA GRACIA) sabían perfectamente que allí, en ese terreno segregado, existía un restaurante abierto al público denominado El Patio, muy conocido en la localidad norteña, regentado, entre otros, casualmente por el hermano de Dª. Blanca Ortega Gracia, D. Mario, y por D. Feliciano Alonso Carreño, siendo el arrendador del inmueble, la propia Dª. Eleuteria Umpiérrez Morera.

Posteriormente, el 1 de enero de 2001, la vecina de Corralejo, arrienda la propiedad a D. Feliciano Alonso Carreño por una duración de 5 años. Los primeros años de contratos, el Sr. Alonso abonaba religiosamente las rentas a Dª. Eleuteria. Pero fue a finales del ejercicio 2002, cuando dejó de pagar la misma.

Curiosamente, a finales del 2002, es cuando el arrendatario, D. Feliciano Alonso Carreño, constituye una sociedad unipersonal, JAVAL UNIÓN, S. L. cuyo objeto social era la compraventa de inmuebles. Un mes más tarde de haberla constituida, cambia el objeto social, ampliándolo el mismo a la actividad de restauración.

En enero de 2003, Dª. Blanca solicita al Ayuntamiento de La Oliva un certificado de antigüedad con el objeto de declarar la obra nueva. Llama poderosamente la atención la escritura de declaración de obra nueva, ya que Dª. Blanca Ortega Gracia manifiesta en ella que, a sus expensas había construido un local bar-restaurante de una sola planta. Si se tiene en cuenta que el certificado emitido por el Ayuntamiento decía que el inmueble tenía más de 36 años, y que, en ese momento, Dª. Blanca tenía 39 años, significa que ella lo construyó el restaurante cuando tan sólo tenía 3 años. ¿Cómo se puede calificar este tipo de comportamiento?. Sobran los comentarios.

Pero ahí no queda todo. Tres meses más tarde, el 10 de abril de 2003, aprovechándose Feliciano Alonso Carreño que estaba dentro del restaurante en calidad de arrendatario, en base al contrato firmado por la vecina de Corralejo el 1 de enero de 2001, compra a Dª. Blanca Ortega Gracia, a través de JAVAL UNIÓN, S.L. el restaurante que estaba explotando por 240.404, 84 €. Para ello, pidió una hipoteca a la CAJA INSULAR DE AHORROS DE CANARIAS.

Una vez que JAVAL UNIÓN, S.L. registra la compra-venta, demanda a la vecina del pueblo, a la propietaria del inmueble en los Juzgados de Puerto del Rosario, por considerar que él era el dueño del restaurante, a pesar de tener el contrato de arrendamiento en vigor con Dª. Eleuteria.

El 17 de junio de 2003, JAVAL UNIÓN, S.L no sólo vende el 50 % de las participaciones a la mercantil DELVAL INTERNACIONAL, S.A., sino que además, ese mismo día, pasa a ser Administrador Único de JAVAL UNIÓN, S.L., D. José Manuel Jiménez del Valle.

En el año 2005, JAVAL UNIÓN, S.L. solicita a la CAJA RURAL DE CANARIAS SOCIEDAD COOPERATIVA DE CRÉDITO un préstamo por importe de 350.000,00 € para amortizar el préstamo obtenido de la CAJA INSULAR DE AHORROS DE CANARIAS.

Como llegados los vencimientos del préstamo, JAVAL UNIÓN, S.L. no cumplía con sus obligaciones, LA CAJA RURAL DE CANARIAS presentó una demanda en el Juzgado de Puerto del Rosario para que se ejecutara la operación hipotecaria y por consiguiente, tomar la posesión del inmueble, donde actualmente es la residencia habitual de Dª. Eleuteria Umpiérrez Morera.


El vídeo del acto, resume todo lo que supone la trama inmobiliaria, perfectamente explicado por Goyo. Nuestro más sincero apoyo a los asistentes y simpatizantes, cada uno con su granito de arena.

www.cascoviejodecorralejo.com
MÁS INFORMACIÓN: http://fuerteventuralimpia.blogspot.com/

4 comentarios ¡Publica el tuyo! : for En defensa de la casa de Eleuteria y contra la mafia inmobiliaria.

  1. la desconfianza en el Poder judicial, las autoridades corruptas -no pocas veces coludidas con los delincuentes- la ausencia de valores democráticos, y sobre todo el contagioso 'todo vale' hace posible aflorar pasiones muy difíciles de contener...
    JUSTICIA POPULAR YA!

    ResponderEliminar
  2. A ver si se habla menos que hay muchos bocas profesionales por estos lares y se hace mas acto de presencia que en la convocatoria ya citada no habia mas de un par de jovenes.¡¡A ver esos nietos¡¡

    ResponderEliminar
  3. Ejemplar apoyo de todos sus vecinos,ahora no hay que bajar la guardia y tener un poco de esperanza en que la juez tome en firme las pruebas presentadas por la asociación vecinal de afectados, que por cierto han hecho una gran labor con su vecina .

    ResponderEliminar
  4. Animo con esta lucha ejemplar que estais llevando a cabo en fuerteventura! por la defensa de nuestras abuelas, de nuestra historia, de nuestra vida y nuestros derechos! Me emociona y llena de animo leer noticias como está. ¡Eleutería no estas sola! Aunque muchas personas sólo podemos dar nuestro animo de esta manera ya que la distancia física nos impide estar allí con tod@ el mundo por la defensa de Eleutería.

    ResponderEliminar




Cine y literatura

Mesa redonda inédita. Cortázar, Saer, Roa Bastos y Sarquis. Cine y literatura, 1978.